domingo, 17 de enero de 2016

Liderazgo Transformador

(2082.9) 195:9.4 La religión necesita nuevos líderes, hombres y mujeres espirituales que se atrevan a depender solamente de Jesús y de sus enseñanzas incomparables. Si el cristianismo persiste en desatender su misión espiritual, mientras sigue ocupándose de los problemas sociales y materiales, el renacimiento espiritual deberá esperar el advenimiento de estos nuevos maestros de la religión de Jesús, que se dedicarán exclusivamente a la regeneración espiritual de los hombres. Entonces, estas almas nacidas del espíritu proveerán rápidamente el liderazgo y la inspiración que se requieren para una reorganización social, moral, económica y política del mundo.

El mundo necesita urgentemente líderes nacidos del espíritu. Nuestro modelo de liderazgo es Jesús. El modelo de Jesús nos muestra que en principio el proceso es transformacional y en segundo lugar es relacional, es decir que se manifiesta en nuestras vidas y relaciones a través de etapas y en cada una ellas nosotros asumimos nuevos niveles de responsabilidad y cambios.

Por lo tanto primero tenemos que entender que es un proceso de cambio personal en primera instancia (“nacer otra vez”) y segundo, que las etapas, se van desarrollando en una secuencia, es decir una después de la otra, y que no es válido saltarse algunas de ellas.

Liderar siguiendo el modelo de Jesús es más que una declaración, es un compromiso de guiar nuestras vidas en una forma diferente,  es ser discípulo y hacer discípulos, es un ciclo transformador que es lo que realmente comenzará a arrancar al mundo de la oscuridad.

Durante los años de su ministerio Jesús se dedicó principalmente a entrenar a sus discípulos en las tres primeras áreas del liderazgo, liderazgo personal, liderazgo de uno a uno, y liderazgo de equipo. Esto les dio las bases, para que cuando se hubiese ido, ellos desarrollaran su actuación, con la asistencia del Espíritu Santo y la interacción e interdependencia de unos con otros en los otros dos niveles de acción Comunitarios/Organizacional y como Agentes de Cambio transformacional a nivel de “discipular las naciones”.

Notamos que él personalmente ya nacido del Espíritu lideró a los apóstoles. Luego los hizo liderarse entre ellos uno a uno trabajando en equipos, después en comunidades más amplias afectando positivamente el entorno y la sociedad de sus días.

Todo este proceso es otra manera de decir y mostrar la estrategia más efectiva de hacer realidad el Propósito de Dios que el Maestro explico muy claramente cuando en la oración del “Padre nuestro” nos dice que oremos así: “venga tu reino y hágase tu voluntad” (Mateo 6:10). Pero en sus enseñanzas notamos que él nos pide que nosotros hagamos la voluntad de Dios, que seamos agentes activos y colaboradores de Dios en la Tierra. Pedir, por lo tanto, no equivale a la contemplación pasiva, sino a la acción para que el Reino se establezca en la Tierra.

Esta es la gran visión del reino de Dios y nosotros debemos desarrollarnos como “lideres” para hacerlo realidad. Los pasos del liderazgo transformador son los siguientes:

-         Liderazgo personal.
-         Relaciones uno a uno (Discipulado Personal).
-         Coordinación  y Liderazgo de equipos.
-         Gestión organizacional o comunitaria (Discipular Organizaciones).
-         Actuar como Agentes de Cambios en la sociedad (Discipular Naciones).

Si bien deseamos penetrar inmediatamente en las naciones con el mensaje, muchas veces notamos que nuestros esfuerzos son efímeros y nos podemos desanimar. Al parecer no podemos saltarnos las etapas. Es menester que primero nazcamos otra vez, para luego iniciar el discipulado en nuestro entorno con las personas que nos rodean. Luego pasaremos a coordinar esos equipos para que ellos también hagan lo mismo. Posteriormente pasaremos a discipular las organizaciones al proveerles inspiración para sus cambios, y también como agentes que provocan cambios más grandes al discipular naciones.

Si con disciplina y oración iniciamos estos pasos sin saltarnos las etapas provocaremos una marea contagiosa espiritual que comenzará un proceso transformador a nivel mundial.


2 comentarios: