sábado, 13 de junio de 2015

¿Qué es el Día del Juicio?

“Como vemos, el Día del Juicio no será un período de actividad apresurada que dure solo veinticuatro horas, sino que se extenderá por todo un milenio” - ¿Qué Enseña realmente la Biblia? Editado por los JW.

Hay gran verdad en el discernimiento de los testigos de Jehová sobre que el Día del Juicio es un proceso de Mil años. Ahora bien, notemos lo que dice Pedro sobre el mismo "DÍA":

“Pero por la misma palabra los cielos y la tierra que existen ahora están guardados para fuego y están en reserva para el día del juicio y de la destrucción de los hombres impíos” – 2 Pedro 3:7.

Notamos como el “día del juicio” está relacionado con la “destrucción de los hombres impíos”. Aquí la Sociedad W.T suele dar un giro y decir que este “día del juicio” de Pedro es otro día del juicio. Pero la Biblia solo habla de un “día del juicio”,  y el apóstol Pedro inmediatamente nos dice:

“Sin embargo, no vayan a dejar que este hecho en particular se les escape, amados, que un día es para con Jehová como mil años, y mil años como un día” – 2 Pedro 3:8

Pedro mismo nos dice que éste “día del juicio” es de mil años. Pero, ¿acaso no se habla de la “destrucción de los hombres impíos? ¿No es eso un asunto instantáneo?

Para entender correctamente esto, examinemos el Salmo 90 en el cual Pedro se basó para hablar de los “mil años como un día”:

 4 Porque mil años son a tus ojos solo como el día de ayer cuando ha pasado, y como una vigilia durante la noche.
 5 Los has llevado arrollando; ellos llegan a ser un simple sueño;
a la mañana [son] justamente como la hierba verde que cambia.
 6 Por la mañana produce flores y tiene que cambiar;
al atardecer se marchita y ciertamente se seca.
 7 Porque nos hemos acabado en tu cólera,
y por tu furia hemos sido perturbados.
 8 Has colocado nuestros errores precisamente enfrente de ti;
nuestras cosas escondidas, delante de tu rostro brillante.
 9 Porque todos nuestros días han llegado a su declinación en tu furor;
hemos terminado nuestros años lo mismo que un susurro.
10 En sí mismos los días de nuestros años son setenta años;
y si debido a poderío especial son ochenta años,
sin embargo su insistencia está en penoso afán y cosas perjudiciales;
porque tiene que pasar rápidamente, y volamos. ¿Quién hay que conozca la fuerza de tu cólera, y tu furor conforme al temor de ti?
12 Muéstra[nos] precisamente cómo contar nuestros días de tal manera
que hagamos entrar un corazón de sabiduría.

Notamos como el salmista relaciona que la “cólera” y “furor” de Dios se expresan en el mecanismo de fugacidad de la vida humana. Se compara la brevedad de la vida del hombre a la hierba verde que cambia. El salmo 37 al respecto usa el mismo lenguaje:

“No te muestres acalorado a causa de los malhechores. No envidies a los que hacen injusticia. Porque, como hierba, rápidamente se marchitarán, y como hierba verde nueva se desvanecerán” – Salmo 37:1,2

Si volvemos a Pedro y el "día del juicio" notamos:

"Jehová sabe librar de la prueba a personas de devoción piadosa, pero reservar a personas injustas para el día del juicio para que sean cortadas [de la existencia]"- 2 Pedro 2:9

Y luego se dice:

"Pero estos [hombres], como animales irracionales nacidos naturalmente para ser atrapados y destruidos, hasta sufrirán —en las cosas que ignoran y de las cuales hablan injuriosamente— destrucción en su propio [derrotero de] destrucción,  haciéndose mal a sí mismos como paga por hacer el mal" - 2 Pedro 2:12,13.

Notamos que en este "día del juicio" los hombres inicuos comienzan a autodestruírse y además son eliminados por el proceso del tiempo. Una gran purga de la maldad comienza a manifestarse durante este milenio. 

Un "Juicio" no indica una sentencia o ejecución inmediata. Entendemos que el Juicio es una Evaluación, un proceso de Deliberación que tarda su tiempo.

Es interesante que Jesús indicó que la reacción de las personas ante los proclamadores de su mensaje eran un indicativo de lo que sucedería en el día del Juicio:


 ”En cualquier ciudad o aldea que entren, busquen hasta descubrir quién en ella es merecedor, y quédense allí hasta que salgan.  Al entrar en la casa, salúdenla;  y si la casa lo merece, venga sobre ella la paz que le desean; pero si no lo merece, vuelva sobre ustedes la paz de ustedes.  Dondequiera que alguien no los reciba ni escuche sus palabras, al salir de aquella casa o de aquella ciudad, sacúdanse el polvo de los pies.  En verdad les digo: En el Día del Juicio le será más soportable a la tierra de Sodoma y Gomorra que a aquella ciudad”. – Mateo 10:11-15

Cómo hemos analizado en otras entradas, el mensaje victorioso de Jesús derrotará a los enemigos de la verdad y triunfará expandiéndose durante ese milenio. La reacción de la gente ante ese mensaje y sus heraldos durante esa auténtica proclamación en ese Milenio.

 "Y todas las naciones serán reunidas delante de él, y separará a la gente unos de otros, así como el pastor separa las ovejas de las cabras. Y pondrá las ovejas a su derecha, pero las cabras a su izquierda" - Mateo 25:32, 33.

La respuesta de la gente ante los enviados de Dios que estarán transformando el mundo será la base para el Juicio:

"Y en respuesta el rey les dirá: ‘En verdad les digo: Al grado que lo hicieron a uno de los más pequeños de estos hermanos míos, a mí me lo hicieron’. - Mateo 25:40

”El que los recibe a ustedes, me recibe [también] a mí, y el que me recibe a mí, recibe [también] al que me envió.  El que reciba a un profeta porque es profeta, recibirá galardón de profeta; y el que reciba a un justo porque es justo, recibirá galardón de justo.  Y cualquiera que dé de beber tan solo un vaso de agua fría a uno de estos pequeños porque es discípulo, de cierto les digo, de ninguna manera perderá su galardón”. - Mateo 10:40-42

Cómo hemos analizado antes, las "ovejas" no son los discípulos, sino que son las personas de las naciones dispuestas a cooperar para la transformación planetaria. Jesús no indicó una conversión masiva a un credo o agrupación, sino que destacó que si los discípulos lograban despertar actos de amor en las personas y que éstas reaccionaran apoyando a los mensajeros, era suficiente para declararlos como ovejas que serían posteriormente guiados a la vida.

"Pero Jesús dijo: “No traten de impedírselo, porque nadie hay que haga una obra poderosa sobre la base de mi nombre que pronto pueda injuriarme;  porque el que no está contra nosotros, está a favor nuestro.  Porque cualquiera que les dé de beber un vaso de agua debido a que pertenecen a Cristo, verdaderamente les digo, de ninguna manera perderá su galardón"- Marcos 9:39-41. 

El "día del juicio" contendrá guerras y grandes transformaciones que pondrán al descubierto el corazón del hombre, mientras paralelamente mientras este sistema es reemplazado, una nueva "raza" de maestros comenzará la fase más expansiva y audaz del Evangelio transformador derrotando a los sofismas falsos, mientras la luz se expande por el mundo.


"Dios es amor, y el que permanece en el amor permanece en unión con Dios, y Dios permanece en unión con él.  Así es como el amor ha sido perfeccionado con nosotros, para que tengamos franqueza de expresión en el día del juicio, porque, tal como es ese, así somos nosotros mismos en este mundo."-1 Juan 4:16,17

Notamos como en el "día del juicio" los hombres renacidos del Espíritu derraman Amor a la humanidad. Este cambio logra que los grandes problemas humanos sean derrotados por el Reino de Dios que se manifiesta en la tierra mediante los Hijos de Dios:

"Porque la expectación anhelante de la creación aguarda la revelación de los hijos de Dios" - Romanos 8:19.

"Y los que tengan perspicacia brillarán como el resplandor de la expansión; y los que traigan a los muchos a la justicia, como las estrellas hasta tiempo indefinido, aun para siempre" - Daniel 12:3.


"En aquel tiempo los justos resplandecerán tan brillantemente como el sol en el reino de su Padre. El que tiene oídos, escuche" - Mateo 13:43.

Notamos que estas lumbreras del mundo, estos Hijos liberados de Dios, traerán a muchos a la justicia. ¿Que lograrán?


"Y muchas naciones ciertamente irán y dirán: “Vengan, y subamos a la montaña de Jehová y a la casa del Dios de Jacob; y él nos instruirá acerca de sus caminos, y ciertamente andaremos en sus sendas”. Porque de Sión saldrá ley, y de Jerusalén la palabra de Jehová.  Y él ciertamente dictará el fallo entre muchos pueblos, y enderezará los asuntos respecto a poderosas naciones lejanas. Y tendrán que batir sus espadas en rejas de arado y sus lanzas en podaderas. No alzarán espada, nación contra nación, ni aprenderán más la guerra.  Y realmente se sentarán, cada uno debajo de su vid y debajo de su higuera, y no habrá nadie que [los] haga temblar; porque la boca misma de Jehová de los ejércitos [lo] ha hablado" - Miqueas 4:2-4.

Notamos que se dictará un fallo judicial entre las naciones (no usa la expresión "entre gente de las naciones") que existen, las cuales aprenderán finalmente las enseñanzas de Jesús. La humanidad y sus naciones serán enderezadas.


"Y el arco de batalla tiene que ser cortado. Y él realmente hablará paz a las naciones; y su gobernación será de mar a mar y desde el Río hasta los cabos de [la] tierra" - Zacarías 9:10.


”’Y el reino y la gobernación y la grandeza de los reinos bajo todos los cielos fueron dados al pueblo que son los santos del Supremo. Su reino es un reino de duración indefinida, y todas las gobernaciones servirán y obedecerán aun a ellos’ - Daniel 7:27.

Notamos que: Las naciones y gobernaciones siguen existiendo, son enseñadas y entregan su dominio a los "santos", los "maestros" que son los Hijos de Dios renacidos que guiarán a la Humanidad a un glorioso destino. 


"No harán ningún daño ni causarán ninguna ruina en toda mi santa montaña; porque la tierra ciertamente estará llena del conocimiento de Jehová como las aguas cubren el mismísimo mar" - Isaías 11:9

El "día del juicio" es un "día" de "corrección planetaria", un periodo de "juicio o evaluación" que posiblemente ya está comenzando y que se extiende por mil años. Este día incluye dramáticos cambios globales, graves crisis, guerras, caídas de los sistemas materialistas, y la proclamación del auténtico mensaje del Hijo del Hombre, el Reino de Dios, que comenzará a expandirse y derrotar las viejas ideas, llegando al corazón de los nuevos hombres y mujeres, cambiando todas las áreas humanas. Este proceso de transformación milenaria posiblemente ya ha comenzado de forma aún imperceptible.


(1086.4) 99:1.1 Las invenciones mecánicas y la diseminación del conocimiento están modificando la civilización; son imperativos ciertos cambios sociales y adaptaciones económicas si se ha de evitar el desastre cultural. Este nuevo orden social que se aproxima no se establecerá complacidamente hasta por un milenio. La raza humana debe reconciliarse con un proceso de cambios, adaptaciones y readaptaciones. La humanidad está en marcha hacia un nuevo destino planetario.

(2083.4) 195:9.8  ¡Qué despertar experimentaría el mundo si tan sólo pudiera ver a Jesús así como él realmente vivió en la tierra, y conocer, de primera mano, sus enseñanzas dadoras de vida!

(2084.1) 195:10.1 El cristianismo rindió indudablemente un gran servicio a este mundo, pero a quien más se necesita ahora es a Jesús. El mundo necesita ver a Jesús vivir nuevamente en la tierra, en la experiencia de los mortales nacidos del espíritu que efectivamente revelen el Maestro a todos los hombres. La cultura moderna debe volverse espiritualmente bautizada con una nueva revelación de la vida de Jesús e iluminada con una nueva comprensión de su evangelio de salvación eterna. Y cuando Jesús así se eleve, él atraerá a todos los hombres hacia él. Los discípulos de Jesús deberían ser más que conquistadores, aun fuentes colmadas de inspiración y de un vivir elevado para todos los hombres. La religión es tan sólo un humanismo exaltado, hasta que se la haga divina mediante el descubrimiento de la realidad de la presencia de Dios en la experiencia personal.

(2082.9) 195:9.4 La religión necesita nuevos líderes, hombres y mujeres espirituales que se atrevan a depender solamente de Jesús y de sus enseñanzas incomparables. Entonces, estas almas nacidas del espíritu proveerán rápidamente el liderazgo y la inspiración que se requieren para una reorganización social, moral, económica y política del mundo.

1 comentario:

  1. "Como los [mensajes] originales"

    Será increíble poder participar en la transformación de este mundo... tendremos que parecernos al Maestro para lograrlo. Es buen tiempo para empezar...

    ResponderEliminar