lunes, 22 de febrero de 2016

"Estarás conmigo en el Paraíso"

"Acuérdate de mi cuando llegues a tu reino"
Las palabras esperanzadoras de Jesús con inmensa compasión merecen un análisis.

(2008.8) 187:4.1 Al ver el malhechor el rostro de Jesús vuelto hacia él, se llenó de valor, ventiló la pobre llamita de fe, y dijo: «Señor, acuérdate de mí cuando llegues a tu reino». Entonces Jesús dijo: «De cierto, de cierto hoy te digo que tú algún día estarás conmigo en el Paraíso».

Parece correcta la traducción que indica que Jesús no iba a estar ese mismo día en el Paraíso con el malhechor. Estaría bien escrito entonces:

“Y pasó a decir: “Jesús, acuérdate de mí cuando entres en tu reino”.  Y él le dijo: “Verdaderamente te digo hoy: Estarás conmigo en el Paraíso”. – Lucas 23:42,43

Sin embargo, el quid de la cuestión no sería tanto la puntuación. Más bien es llamativa la expresión: “estarás conmigo en el Paraíso”. Si Jesús se estaba refiriendo a un Paraíso terrestre, ¿cómo es posible que él estuviera con él en ese Paraíso? ¿Significa que Jesús vivirá nuevamente en la Tierra? Algunos grupos lo han llegado a creer. Sin embargo, muchos textos indican con claridad que Jesús estaría en su reino celestial. De hecho dijo:

“En la casa de mi Padre hay muchas moradas. De otra manera, se lo hubiera dicho a ustedes, porque voy a preparar un lugar para ustedes. También, si prosigo mi camino y les preparo un lugar, vengo otra vez y los recibiré en casa a mí mismo, para que donde yo estoy también estén ustedes”. – Juan 14:2,3

Otros grupos han intentado dar una especie de explicación simbólica a la figura personal de Jesús en ese Paraíso, notemos:

“Tampoco llegará Jesús a ser de nuevo un hombre y vivir en la Tierra paradisíaca con él. Más bien, Jesús estará con el ex malhechor en el sentido de que lo resucitará a la vida en el Paraíso y se encargará de que sus necesidades, tanto físicas como espirituales, se atiendan” – El hombre más grande de todos los tiempos.

Sin embargo, darle un sentido figurado a la figura de Jesús implicaría que toda la declaración de Jesús tiene ese sentido, habría que aceptar que “el paraíso” también es simbólico. Pero evidentemente esto no se acepta, ya que Jesús no hablaba en parábola en esta ocasión. Por ende, si el paraíso es real, también debe aceptarse que el estar Jesús con el hombre es un asunto real.

Y notemos que Jesús dijo:

“Estarás conmigo en el paraíso”. No dijo “Estaré contigo en el paraíso”. Esto último tendría más sentido si fuera una declaración simbólica en armonía con Revelación 21 que declara que la “tienda de Dios estará con la humanidad”.

Sin embargo, la frase real indica que el hombre asciende, va o es recibido al lugar de Jesús para estar con él, de forma muy similar a lo comentado de Juan 14:2,3. Y esto claramente tiene el respaldo del contexto, porque el hombre clama:

“Jesús, acuérdate de mí cuando entres en tu reino”. 

Jesús, evidentemente respondió de forma positiva a esta petición.

Es interesante que la palabra PARAISO solo aparece concretamente y taxativamente en la Biblia tres veces. Ya hemos visto que en Lucas 23:43 aparece.

En 2 Corintios 12: 2-4 Pablo la utiliza:

Conozco a un hombre en unión con Cristo que, hace catorce años —si en el cuerpo, no lo sé, o fuera del cuerpo, no lo sé; Dios lo sabe— fue arrebatado como tal hasta el tercer cielo.  Sí, conozco a tal hombre —si en el cuerpo o aparte del cuerpo, no lo sé, Dios lo sabe—  que fue arrebatado al paraíso y oyó palabras inexpresables que no le es lícito al hombre hablar”.

Con extremada claridad el paraíso está en el tercer cielo, y es celestial, aunque algunos de forma inverosímil han intentado torcer las Escrituras intentando creer que Pablo tuvo una visión de un paraíso terrestre. Sin embargo, esto no tiene sentido ya que Pablo tenía esperanza celestial y esas “palabras inexpresables” son la “lengua de los ángeles” que el comenta en 1 Corintios 13:1. Además la expresión “arrebatado” es la misma que se usa en 1 Tes. 4:17 en torno a la resurrección y traslado a la región celestial.

La otra parte  donde aparece la expresión griega PARAISO es en Apocalipsis:

El que tenga oído, oiga lo que el espíritu dice a las congregaciones: Al que venza, le concederé comer del árbol de la vida, que está en el paraíso de Dios”. – Revelación 2:7

Aquí hasta ahora todos concuerdan en que este paraíso es celestial, a pesar de la mención del árbol de la vida que estaba en el jardín de Edén. No obstante, el contexto y mensaje es que ese paraíso es la gloria celestial.

La revelación de los Documentos señalan que los mundos celestiales tienen un reflejo de la gloria paradisíaca de Havona, ya sea en el tercer mundo morontial o en la capital de la constelación llamada Edentia, donde abundan los árboles de la vida. De hecho, uno de ellos fue trasladado a la Tierra para ser consumido por Adán y Eva.

Jesús también hace visitas periódicas al mismo Paraíso en el centro del universo glorioso y perfecto de Havona. El Paraíso es la morada del mismo Padre Universal, y algún día en la eternidad, literalmente el hombre que estuvo en el Gólgota con Jesús, se encontrará con el Maestro como un espíritu perfeccionado.

15 comentarios:

  1. Cuando lei, como lo decia el Libro de urantia, pero ahora lo veo mas claro

    ResponderEliminar
  2. Por que entonces Jesus excluye la posibilidad futura de poder pecar en los mundos intermedios ANTES de llegar al Fin al Paraiso que esa persona tendria en su libre eleccion? Hay que recordar que esa persona en ese instante no tenia un historial cristiano al punto que estaba siendo juzgado humanamente como malhechor...por tanto, segun la logica expuesta en la entrada, tambien deberia considerarse que el malhechor pudiese elegir algo en los mundos intermedios que lo llevase a la muerte segunda... Decidida en su libre albedrio. A menos quw hubiese una resurreccion mas directa para esta persona saltandose los intermedios

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es entendible. Sin embargo, Jesús era un Dios, un Creador de un vasto universo, un Ser Trascendental. Esta es una de aquellas pocas ocasiones en que la visión profética del Maestro en el no tiempo es introducida verdaderamente en el tiempo. Un asunto exclusivo de los DIOSES.

      Para criaturas en el tiempo, es difícil conciliar esto, Jesús tenía la posibilidad de desviarse de su misión en la Tierra, de fracasar. Pero las profecías indicaban un triunfo del Mesías, y un "Príncipe de Paz" para una era restaurada.

      Entramos en la profecía químicamente pura, en un asunto de difícil entendimiento para la limitada mente humana, y que sin embargo, NO viola el libre Albedrío.

      ¿Cómo explicar a los humanos que el Hijo Eterno y Original de Havona NO tuvo principio y que sin embargo para nosotros es la primera creación? ¿Cómo explicar que los nativos del Paraíso siempre han existido y que sin embargo tienen un punto de partida?

      ¿Cómo explicar a las mentes humanas lo que son los seres ABSONITOS?

      Jesús en la Tierra una vez declaró:

      17 Por eso el Padre me ama, porque entrego mi alma, a fin de que la reciba de nuevo. 18 Nadie me la ha quitado, sino que la entrego por mi propia iniciativa. Tengo autoridad para entregarla, y tengo autoridad para recibirla de nuevo. El mandamiento acerca de esto lo recibí de mi Padre”. - Juan 10

      ¿Cómo explicar a las mentes humanas del tiempo que los Hijos Creadores pueden efectivamente morir y ser resucitados por ellos mismos?

      Eliminar
  3. A.j,una pregunta fuera del tema.
    Por que Jesús dijo que duraría 3 días en la muerte,tres días como jonas,y solo duro 36 horas?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. EL PERÍODO EN LA TUMBA
      EL DÍA y medio que el cuerpo mortal de Jesús estuvo en la tumba de José, el período entre su muerte en la cruz y su resurrección, es un capítulo de la carrera terrenal de Miguel,que conocemos poco.

      Eliminar
    2. EL PERÍODO EN LA TUMBA
      El DÍA y medio que el cuerpo mortal de Jesús estuvo en la tumba de José, el período entre su muerte en la cruz y su resurrección, es un capítulo de la carrera terrenal de Miguel que conocemos poco. Podemos narrar el entierro del Hijo del Hombre y contar en este relato los acontecimientos asociados con su resurrección, pero no podemos proporcionar mucha información auténtica sobre lo que sucedió realmente durante este intervalo de casi treinta y seis horas, desde las tres de la tarde del viernes hasta las tres de la mañana del domingo. Este período de la carrera del Maestro comenzó poco antes de que los soldados romanos lo bajaran de la cruz. Permaneció suspendido en la cruz cerca de una hora después de morir. Hubiera sido bajado antes si no se hubieran retrasado para rematar a los dos bandidos.pag 2012 capítulo 188 Lu.

      Eliminar
    3. Debes preguntarte si Jesús realmente dijo lo de Jonás y los tres días en relación a si mismo. ¿Lo dicen los Documentos?

      La declaración de "los tres días" deben entenderse no como ciclos completos de 24 horas cada día, sino que eventos que ocurren entre los tres días, no importando que se completen los tres días.





      Eliminar
  4. Si tienes razón en lo de jonas,en el documento aparece Jesús hablando del hecho sólo en estos terminos:
    os de estos libros no fueron escritos por las personas cuyos nombres figuran en ellos, pero eso no disminuye en nada el valor de las verdades que contienen. Aunque la historia de Jonás no fuera un hecho, e incluso si Jonás nunca hubiera existido, la profunda verdad de este relato —el amor de Dios por Nínive y por los supuestos paganos— no sería por ello menos preciosa a los ojos de todos.pag 1895 Lu.

    Es en el libro de mateo 12:40 donde se dice que Jesús estaría en el seno de la tierra 3 días y tres noches,como jonas en el vientre del monstruo marino.

    ResponderEliminar
  5. Pero en el documento Jesús dice estas palabras:
    Después de contar esta parábola, Jesús estaba a punto de despedir a la multitud cuando un creyente simpatizante se abrió paso hacia él a través del gentío, y preguntó: “Pero, Maestro, ¿cómo nos enteraremos de esas cosas? ¿Cómo estaremos preparados para la invitación del rey? ¿Qué signo nos darás para que sepamos que eres el Hijo de Dios?” Cuando el Maestro escuchó estas palabras, dijo: “Sólo se os dará un signo.” Luego, señalando a su propio cuerpo, continuó: “Destruid este templo, y en tres días lo levantaré.” Pero no lo comprendieron, y se dispersaron diciéndose entre ellos: “Este templo ha estado en construcción casi cincuenta años, y sin embargo dice que lo destruirá y lo levantará en tres días.” Ni siquiera sus propios apóstoles comprendieron el significado de esta declaración, pero posteriormente, después de su resurrección, recordaron lo que el Maestro había dicho.

    Es en esta parte donde se entiende que el duraría tres días en la muerte,y después el mismo documento dice que duró un día y medio.no se tu,pero para mi tres días son tres dias.y el no los duro.

    Mi duda también es porque siempre me hice la misma pregunta,y antes de leer el Lu ,creí haber encontrado la respuesta aqui:
    https://profeciaenlabiblia.wordpress.com/
    Con el tema ¿estuvo Jesús realmente 3 días y 3 noches en la tumba como profetizó o la tradición religiosa no hizo bien las cuentas? Me gustaría que leyeras el artículo y me comentas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece un poco exagerado el artículo, ya que Jesús no estaba dando una clase de matemáticas, sino que hablaba en lenguaje coloquial. (Eso de las matemáticas cronológicas es una neurosis de muchos "eruditos" bíblicos).

      "En tres días lo levantaré"....

      "Te veré en tres días".....

      Te lo dije el jueves, pasa el viernes, sábado y es el domingo bien temprano....

      ¿Tendríamos problemas en que aquello no fué tres días después?

      Ese fué el sentido sencillo de Jesús y nada más.

      Eliminar

  6. "La declaración de "los tres días" deben entenderse no como ciclos completos de 24 horas cada día, sino que eventos que ocurren entre los tres días, no importando que se completen los tres ".

    Entonces debería decir,viernes sábado y domingo?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo más o menos así..., pero no debe confundirse con los horarios de los inicios de los días como ciclos de 24 o 12 horas, sino eventos en esos días.

      ¿Cuantas veces hemos dicho: "en tres días más nos juntamos, etc" ?

      Si lo dijiste un lunes, ¿significa que debes incluir el lunes? ¿habrá problema en que se junten en tres días posteriores pero dentro del inicio del tercer días?

      Por ejemplo, podrías reunirte el jueves a las 8 de la mañana, y sería válido entender que era en "tres días más", aunque técnicamente si contabas ciclos de 24 horas no lo es.

      Jesús en un lenguaje coloquial tenía esto presente.

      Eliminar
  7. Me cuesta un poco aceptar que en el documento ,un día y medio=36 horas.
    Y tres días, no sean 72 horas
    Pero no te preocupes ,algún día cuando frente al Padre ,le voy hacer esa y Muchas otras preguntas.

    Abrazos,cuídate mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jesús evidentemente usó un lenguaje coloquial y jamás pensó en términos técnicos.

      ¿Cuantas veces hemos dicho: "en tres días más nos juntamos, etc" ?

      Si lo dijiste un lunes, ¿significa que debes incluir el lunes? ¿habrá problema en que se junten en tres días posteriores pero dentro del inicio del tercer día?

      Por ejemplo, podrías reunirte el jueves a las 8 de la mañana, y sería válido entender que era en "tres días", aunque técnicamente si contabas ciclos de 24 horas no lo es.

      Jesús en un lenguaje coloquial tenía esto presente.

      Eliminar