jueves, 21 de abril de 2016

Nuevas noticias sobre Astronomía otorgan la Confirmación de los Documentos de Urantia

Nuestro colaborador Christian de Nebadon nos ha traído una noticia reciente que ha aparecido en varios portales de Ciencia y de Noticias como ABC:


"Un equipo de astrónomos de las universidades surafricanas de Ciudad del Cabo y Cabo Oeste no podía creer lo que revelaban las imágenes de espacio profundo captadas con su radiotelescopio: una misteriosa alineación de agujeros negros supermasivos, todos ellos emitiendo sus característicos chorros de radiación en la misma dirección. Nunca antes se había visto una cosa así, y por ahora tal comportamiento resulta, cuando menos, difícil de explicar.

Los chorros, que parten de las regiones centrales de las galaxias, son producidos por los agujeros negros supermasivos de los núcleos galácticos. Y para Andrew Russ Taylor, autor principal de la investigación, la única explicación lógica para que estén alineados de esa forma es que todos los agujeros negros están girando en la misma dirección.

Por supuesto, eso implica que existe una coherencia de rotación en la estructura misma de ese volumen de espacio.

La presencia misma de estas misteriosas alineaciones revela que existe una cierta preferencia por determinadas orientaciones, y eso podría ser clave para estudiar la evolución de las galaxias en estructuras a gran escala.

lgo que, desde luego, resulta completamente nuevo en Cosmología, ya que no estaba previsto ni contemplado por ninguna de las teorías actuales sobre la evolución del Universo. Los propios autores del estudio consideran que se trata de un misterio, y que llevará tiempo desarrollar la tecnología y los conocimientos necesarios para abordarlo". – ABC

La importancia de éste descubrimiento puede ser enorme. Resulta que el modelo cosmológico del Big-Bang nos habla de una expansión en forma de fuga casi uniforme, y no alineaciones ni rotaciones de galaxias. En la siguiente ilustración se aprecia la teoría actualmente aceptada del universo:






Ante los descubrimientos, una publicación de noticias científicas comenta con asombro:

“La única forma de que exista este alineamiento es que todos ellos estén girando en la misma dirección.

La alineación es enigmática porque estos agujeros negros no tienen ninguna relación entre sí, ni forma alguna de influenciarse directamente a lo largo de escalas de distancia tan enormes”.

Los Documentos de Urantia señalan a los niveles exteriores del espacio exterior que contienen muchas galaxias y que rotan, cada cual en sus respectivos sentidos, algunos “anillos” de agrupaciones de galaxias girando en sus respectivas direcciones.

Primero se nos dice algo sorprendente:

(133.9) 12:4.7 El espacio desde el punto de vista humano es nada —es negativo; existe sólo en la medida en que se relaciona con algo positivo y no espacial. El espacio es, sin embargo, real. Contiene y condiciona el movimiento. Incluso se mueve.

Luego en esas regiones del espacio como anillos se organizan los millones de galaxias exteriores que empiezan a observar gradualmente nuestros astrónomos. Cada nivel de espacio favorece el movimiento en una dirección dada alrededor del Paraíso: en el sentido de las agujas del reloj, o en sentido contrario. La siguiente ilustración lo explica. En ella se observan los siete superuniversos en torno al Paraíso (centro), y luego los niveles o anillos exteriores de galaxias rotando en sus respectivos sentidos (vea las flechas):




Creo que muchos no son conscientes de la trascendencia de estos descubrimientos. Estamos en una época similar a la de Galileo en la que cambió dramáticamente la visión del sistema solar. Ahora nos encontramos ante el umbral de cambios impresionantes que modificarán con asombro y pasmo la visión de la organización del universo. Y los Documentos serán comentados por estos hechos, durante los próximos mil años siguientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario